Hasta que mueras, de Julie Hastrup

Escrito por Marhya en Cultura, Literatura el 21 Diciembre, 2016 / 0 Comments


Hasta que mueras, de Julie Hastrup, ha sido mi última lectura. Una novela negra ambientada en la Dinamarca de hoy en día, que me ha tenido atrapada y en vilo de principio a fin.

Una madrugada de sábado de agosto, en la pequeña localidad de Ringkøbing, la joven Anna Gudbergsen es salvajemente asesinada mientras regresaba en bicicleta a su casa desde la discoteca local.

La fiscalía de Ringkøbing pide ayuda a la Unidad Especial para esclarecer el caso y para ello envían al lugar a Rebekka Holm, una de sus mejores agentes. Rebekka es originaria de ese lugar, curiosamente, aunque hace 16 años que se marchó de allí y no ha querido regresar. Ahora se ve obligada a hacerlo por motivos laborales. A la dificultad de un caso que se va complicando por momentos, Rebekka debe sumar el desgaste mental que le suponen sus propios problemas personales, los viejos fantasmas de la infancia y adolescencia de los que quiso huir pero que siguen ahí, y más vivos ahora que está en Ringkøbing.

Hasta que mueras me ha gustado mucho. Es una novela adictiva. No la he leído del tirón simplemente por un problema de tiempo, pero la he leído en dos noches. Es una de esas lecturas capaces de engancharte desde las primeras líneas, cuando la despreocupada Anna regresa a casa después de divertirse en la discoteca del pueblo y sus pensamientos alegres y mundanos son interrumpidos por la muerte. Y hasta el final, pasando por algunos giros de la trama y sorpresas desconcertantes, que enriquecen la historia y nos hacen dudar de todo y de todos, como ocurre en las buenas novelas negras. Y ésta lo es.

Siempre me resulta complicado reseñar este tipo de novelas, porque tengo miedo de revelar demasiado. Disfruto tanto no sabiendo casi nada del libro que tengo entre manos cuando lo comienzo, que quiero que otros lectores disfruten también descubriéndolo página a página. Dejándose atrapar y sorprender por la historia y los personajes. Asistiendo impotentes a los aconteceres y sorpresas que va deparando la lectura.

En la novela se unen dos intrigas que nos tienen en vilo. Por un lado, la resolución del asesinato de Anna, por otro, los sucesos del pasado de Rebekka y la complicada relación con su madre. Y las dos nos tienen en suspense a lo largo de toda la novela.

No puedo hacer otra cosa que recomendar esta novela. Si te gusta el género negro, no te va a defraudar. Anímate y disfrútala, si puedes, del tirón.

Etiquetas: ,

Divider
Comments are closed.